Chau Fabián!

 
La noticia me impactó. Cuando me enteré de su existencia, hace 8 años, lo admiré por su logro. Había ganado un concurso de nuevos talentos que organizaba Patagonik Films, y que le posiibilitaría concretar el guión de la película que había imaginado. Y uno, que tiene pretensiones de escritor, y de cineasta, y que sabe la dificultad de encontrarse ante una hoja o pantalla en blanco, es capaz de reconocer el talento donde lo hay. Porque sabe lo difícil que es poder llevar a la realidad el guión que sólo existe en su cabeza.
 
Por eso lo respeté aún más. Y cuando ví "9 Reinas", me deslumbré ante la historia. Increíble, inesperada. Con actuaciones irregulares (Leticia Brédice no convence en su papel) pero con un argumento tan sólido como atrapante.
 
El éxito fue cuestión de horas. La película llegó a la cima, y representó muy bien, aquello que se conoce como "viveza criolla" tan típica de los argentinos.
 
"El aura" vino detrás, aunque su guión había sido pensado mucho antes de      "9 Reinas". Cuando él era un ayudante de grandes directores, esperando su oportunidad. Y la vida se la dió años después. Ya con experiencia adquirida, el prestigioso director concibió un policial diferente. Su protagonista ya no era un héroe. Ricardo Darín, su actor fetiche, era un perdedor que se dedicaba a la taxidermia y que construía en su mente un robo perfecto. Pero que veía pasar su vida como si fuera un espectador, mientras todo a su alrededor se derrumbaba.
 
Había un solo instante en que el entorno dejaba de importar. El "aura", el momento anterior al inevitable ataque de epilepsia que sufría, lo liberaba y lo iluminaba de una manera extraña. Un momento único que lo convertía en un ser especial. Hasta que los acontecimientos  lo enfrentaban con un robo real, en un viaje al sur, que lo obligaban a tomar una decisión que determinaría su vida para siempre.
 
El robo perfecto. El plan perfecto. La muerte perfecta.
 
Fabián Bielinsky recibió todos los premios y se retiró a descansar. Murió el 29 de junio de 2006, después de haber recibido 6 premios Cóndor de Plata, entre ellos, al mejor director y a la mejor película. Murió mientras dormía o quizás, soñaba con un nuevo guión.
 
Algunas personas dejan huellas imborrables a través del arte.
Gracias Fabián. Te voy a extrañar.
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cine. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s